Lo mejor del 2011 – Parte 4

Lo mejor del 2011 – Parte 4

por - Críticas
16 Dic, 2011 04:45 | Sin comentarios

Uno de los debates o de las cuestiones más interesantes que se presentaron en el cine comercial este año es que muchas secuelas de grandes tanques de taquilla estuvieron entre las mejores películas del año. FAST FIVE, la última HARRY POTTER, una que está en esta lista (ya la verán más abajo) y, según aseguran […]

Uno de los debates o de las cuestiones más interesantes que se presentaron en el cine comercial este año es que muchas secuelas de grandes tanques de taquilla estuvieron entre las mejores películas del año. FAST FIVE, la última HARRY POTTER, una que está en esta lista (ya la verán más abajo) y, según aseguran quienes ya la vieron, la propia MISION: IMPOSIBLE IV. Es un interesante asunto a seguir, ya que ante el agotamiento o la repetición de otros géneros (como, en mi opinión, algunas comedias románticas), el cine de acción muestra que hay siempre nuevos rumbos y nuevas caras para llevarlo adelante. Y que no siempre tienen que ser «nombres» reconocidos que «prestigien» la secuela. No, para nada, profesionales de Hollywood que saben lo que tienen que hacer y lo hacen bien. Acá hay algunas de esas películas y otras, que nada que ver…


-EL PLANETA DE LOS SIMIOS: (R)EVOLUCION, de Rupert Wyatt
. Esta secuela /precuela/reboot/loquesea de la saga EL PLANETA DE LOS SIMIOS no sólo demostró que la película de Tim Burton era, finalmente, bastante mala, sino que logró generar nervios, clima, tensión y espanto con recursos nobles y sin excesivos efectos especiales, más allá -claro- de los monos en sí. Junto con FAST FIVE, de las mejores secuelas y películas de acción de la temporada. (cine/estrenos)

-YUCK, de Yuck. Un poco como Best Coast, Girls o The Pains of Being Pure at Heart, esta «bandita» parece poder pelar joyas melódicas que suenan como rock sucio pero, en el fondo, no son más que bellas melodías pop disfrazadas de «grunge». Cuando se mandan directo a las baladas, su facilidad para la melodía pop queda más que en evidencia. Gran debut. Gran disco. (música/álbumes)


-SOMEWHERE, de Sofia Coppola. La aparentemente muy influenciable Sofía Coppola asegura haber estado viendo películas de Chantal Akerman antes de dirigir SOMEWHERE. Y se nota. Si bien no llega a los extremos de la realizadora belga, Coppola deja que las imágenes vayan penetrando lentamente en el espectador al contar las rutinas de este actor de Hollywood y la relación que tiene con su hija. Muchos esperaban algo parecido a PERDIDOS EN TOKYO y no lo encontraron. Ergo, decepción. Pero allí la «influencia» era Wong Kar-wai. Otra historia. Habrá que ver, finalmente, si tarde o temprano se define algo que se pueda llamar propiamente un estilo «Sofía Coppola». Hoy, más que nada, se lo advierte a través de sus influencias. (cine/estrenos)

-BABASONICOS, en Brixton, Londres. Tal vez no haya sido un gran show, tal vez los integrantes de la banda no lo recuerden como un gran show (tal vez siquiera recuerden haberlo hecho), pero lo pongo en la lista por la experiencia de ver una banda que es grande en la Argentina (estadios, etc.) en un pub para 150 personas, sonando como si fuera una joven y algo desmarañada banda de garage. A dos metros del escenario, viendo Babasónicos like it’s 1995… (música/shows)

-HORS SATAN, de Bruno Dumont. Esta tercera etapa del cine de Dumont está resultando de lo más interesante. Había dado la sensación de que tras sus dos primeras películas había caído en una suerte de pozo creativo, pero HADEWIJCH, especialmente, y este filme también, logran darle de nuevo a su cine esa sensación de que es capaz de capturar los misterios del alma humana sólo a partir de un par de planos y miradas. No es un cambio radical en su estilo, es una purificación, un ir cada vez más hacia lo esencial. (cine/festivales)

-THE WHOLE LOVE, de Wilco. Todos los discos de Wilco, para mí, podrían estar en un Top 10 de cada año que salen. Si este lo pongo acá, «en la mitad de la tabla», no es porque me haya gustado menos que los anteriores, sino para no volverme reiterativo. Sigo creyendo que Jeff Tweedy es el mejor compositor de, ejem, «rock adulto» de los últimos años y que la combinación lírica-melódica-sonora de Wilco es única en todo el universo del, ejem, «rock adulto». Claro que hay bandas más arriesgadas, provocadoras, novedosas y originales. Wilco lo es sólo por momentos. Pero combinan clasicismo y experimentación como casi nadie lo hace en, bueno, eso, «dad rock». (música/discos)

-DAMAS EN GUERRA, de Paul Feig, y MALAS ENSEÑANZAS, de Jake Kasdan. Mucho mejor que QUE PASO AYER 2, sin los condimentos obvios del género «bromance» que marcan a fuego las comedias varoniles de adolescentes eternos, DAMAS EN GUERRA, un encuentro con un delicioso grupo de chicas en torno a una boda, me dejó con muchos de los momentos más graciosos del año. A MALAS ENSEÑANZAS la sumo porque juega en el mismo equipo: otra comedia sobre una chica ruda, en guerra, que no pide permiso para hacer desastres. Habrá que esperar a ver si ADULTOS JOVENES se suma a este «club». (cine/estrenos)

-FILM COMMENT. La revista norteamericana que ya cumple decenas de años y que la edita la Film Society del Lincoln Center sigue siendo, para mí, la revista en inglés que mejor representa lo que me interesa en el cine: pasan de la actualidad a lo clásico, de lo comercial a lo hiper-artie, con textos inteligentes sin necesidad de ponerse académicos y con, en general, muy buenos críticos escribiendo en ella. SIGHT & SOUND la leo poco y CINEMA SCOPE tiene meses mejores y peores. FILM COMMENT, en esta época de tantos blogs, páginas y mil fuentes de internet, sigue siendo una parada clásica en la lectura bimestral de cine. (revistas/cine)

-LAS ACACIAS, de Pablo Giorgelli. Tan celebrada en el exterior como debatida en estas playas, LAS ACACIAS puede no ser la gran película ni la obra maestra que mucha gente esperaba en función de su paso triunfal por casi todos los festivales del mundo, pero no por eso hay que quitarle méritos a este cuidadísimo trabajo de puesta en escena de Giorgelli que, con inteligencia, talento y un gran manejo de los ritmos cinematográficos, logra transformar una historia potencialmente sentimentalosa en un acercamiento íntimo a dos (tres) personajes que bailan un tango cinematográfico en dos asientos de un camión (cine/estrenos)

-LA GUERRE EST DECLAREE, de Valerie Donzelli. Una película muy jugada y arriesgada que se convirtió no sólo en un éxito de crítica, sino en uno de público. Lo jugado es que se trata de la propia experiencia de la directora contando cómo fueron los años de tratamiento de su bebé, nacido con una enfermedad que le dejaba pocas chances de vida. Y con esa historia, actuada por la realizadora y su marido de entonces, lograron hacer una especie de comedia musical, absurda por momento y desgarradora por otros, de una forma a la que sólo los franceses parecen saber y poder atreverse a temas tan difíciles como éste (algo tiene, si se quiere, del cine de Arnaud Desplechin). Si se piensa en todas las cosas que podían haber salido mal, la película crece más todavía (cine/festivales)