Debate: ¿Fracasó “Star Wars” en Argentina?

Debate: ¿Fracasó “Star Wars” en Argentina?

por - Críticas
23 Ene, 2016 10:46 | comentarios

Si uno analiza fríamente las cifras de taquilla puede llegar a la conclusión de que STAR WARS: EL DESPERTAR DE LA FUERZA fue un fracaso en la Argentina. La matemática es simple: en los Estados Unidos la película lleva recaudados 865 millones de dólares y amenaza terminar cerca de los 1.000 millones, destrozando (con un […]

starwarsposterSi uno analiza fríamente las cifras de taquilla puede llegar a la conclusión de que STAR WARS: EL DESPERTAR DE LA FUERZA fue un fracaso en la Argentina. La matemática es simple: en los Estados Unidos la película lleva recaudados 865 millones de dólares y amenaza terminar cerca de los 1.000 millones, destrozando (con un potencial 30% de diferencia) el récord previo de AVATAR, de 765 millones. En el resto del mundo la situación es un poco menos brutal, pero de todos modos potente: si bien ya superó los mil millones (y sigue sumando), con lo que le queda de su recorrido comercial terminará en el tercer lugar histórico, detrás de TITANIC y AVATAR. Sumando ambos mercados (EE.UU. y resto del mundo) quedará segunda con unos 2.300 millones, un poco por arriba de TITANIC (2.2) y muy lejos de AVATAR (2.8), cuya recaudación internacional de dos mil millones de dólares parece una marca insuperable.

En síntesis, estamos hablando de una de las tres películas más taquilleras de la historia, sin contar los ajustes por inflación. Comparativamente, en la Argentina la película muy difícilmente llegue al 1,5 millón de espectadores. ¿Es una mala cifra? No, no lo es. Poquísimas películas llegan a esa cantidad de espectadores al año. ¿Es una cifra histórica? Para nada: 1,5 millón de espectadores la ubicaría en el séptimo lugar entre las películas estrenadas en 2015, por debajo de MINIONS (con casi 5 millones), RAPIDOS Y FURIOSOS 7, INTENSA-MENTE, EL CLAN, JURASSIC WORLD y THE AVENGERS 2. Nada de Top 3 de la historia: ni siquiera Top 3 de 2015.

Star Wars: The Force AwakensPh: Film Frame©Lucasfilm 2015Si uno amplía un poco más la perspectiva nota que 1,5 millón de espectadores es una cifra buena, normal, aceptable, para una superproducción, pero nada la acerca al calificativo de histórica. Si se hubiera estrenado en 2014 habría terminado séptima también y lo mismo en 2013, mientras que en 2012 habría sido sexta, en 2011 octava y en 2010, quinta. Esto es: solamente en lo que va de esta década hay 34 películas que llevaron más espectadores. Y si bien la mayoría son de animación –género que es rey de la taquilla aquí, más sobre eso luego– también muchas películas para público un tanto mayor la han superado, como RELATOS SALVAJES, TRANSFORMERS 4, RAPIDOS Y FURIOSOS 6, IRON MAN 3, CORAZON DE LEON, AVENGERS, el último BATMAN y otras.

Veámoslo entonces desde otra perspectiva: ¿cómo se lleva EL DESPERTAR DE LA FUERZA con las otras STAR WARS? Difícil compararlas con las originales ya que en esa época la contabilidad no era del todo sólida, pero se la puede analizar contra las precuelas, estrenadas entre 1999 y 2005. Y le fue mejor que a todas ellas. El EPISODIO I llevó casi 1,3 millón en 1999 y las otras no llegaron siquiera al millón: 726 mil para el EPISODIO II en 2002 y 936 mil para el EPISODIO III en 2005. Algo es algo, pero esas películas tampoco rompieron la taquilla mundial como lo está haciendo la nueva. Funcionaron muy bien, pero no tanto…

starwars2Muchas notas sobre el mercado cinematográfico mundial predecían que la taquilla internacional no iba a ser tan fuerte para la nueva STAR WARS como lo sería la estadounidense, especialmente en regiones como Asia y América Latina. En China es comprensible porque las originales no se estrenaron nunca, pero en estas zonas es un poco más misterioso ya que el fanatismo por la saga existe desde siempre. ¿Por qué no funciona tan bien STAR WARS aquí entonces? ¿Por qué no es el fenómeno masivo de devoción casi religiosa como lo es en otros países, en especial EE.UU. y Europa?

Algunos suponen que tiene que ver con que las películas originales son viejas, pertenecen a otra generación y no convocan a los adolescentes de hoy. Eso, evidentemente, no sucede en otros lados (la cuestión generacional es idéntica), pero tal vez aquí la permanencia de la saga en la cultura popular no haya sido tan fuerte. Mientras que en otros países el fanatismo con STAR WARS es masivo, aquí sigue siendo de “nicho”. Un nicho bastante grande y con feligreses devotos, es cierto, pero nicho al fin. Las redes sociales explotaban de intensidad previo al estreno de la película, pero eso no parece haberse expandido al público general, el que hace explotar un filme a cifras estratosféricas. STAR WARS no llegó, y acaso nunca llegue, ahí donde por ejemplo sí llegó RAPIDOS Y FURIOSOS.

starwars3Como comentaba antes, las únicas películas que en la Argentina logran romper con comodidad el virtual techo live action de los 2 millones de espectadores son las de animación y, en algunos pocos casos, las nacionales, como EL CLAN y RELATOS SALVAJES, más algunas pocas excepciones. Títulos animados llegan a 3 y 4 millones de espectadores constantemente, todos los años, dejando en claro que ese mercado es el único consistente y el menos afectado por la piratería u otras formas de entretenimiento. Sí, los chicos terminarán viendo la película cien veces en sus casas en copias truchas, pero la salida al cine con ellos sigue siendo un puntal del mercado que parece no caerse, especialmente en vacaciones. Y STAR WARS no aplica –o no aplica aquí, en EE.UU. sí lo hace– con niños menores de doce años.

Otros entienden que la fecha de estreno fue muy mala y eso es cierto también. En otros mercados los fines de semana de Navidad y Año Nuevo funcionan de manera muy efectiva mientras que en Argentina –calculo que lo mismo sucede en el resto de América Latina– no suele pasar, tanto por tradición (la gente se reúne en familia en esas fechas) como por el hecho que buena parte de los cines están cerrados el 24 y el 31 y hasta las noches del 25 y el 1 de enero. Años atrás, por ejemplo, la trilogía EL SEÑOR DE LOS ANILLOS postergaba su estreno hasta enero y lograba cifras de 1,5 para sus dos primeros episodios y hasta 2 millones para su tercera y última parte. Pero ahora, con el crecimiento de la piratería y el temor a los spoilers vía redes sociales (que no existían entonces, aunque de todos modos no había forma de spoilear mucho la saga de Tolkien) patear un par de semanas un estreno parece suicida. De hecho, Disney anunció que iba a estrenar EL DESPERTAR DE LA FUERZA aquí el 6 de enero de 2016 para luego moverla a la fecha internacional por decisión, uno estima, de la casa matriz. Y tomando en cuenta la campaña publicitaria de secretos y misterios, era evidente que no podía postergarse mucho el estreno, no sea cosa que uno se enterase de…

star-wars5De todos modos, tengo la sensación que una mejor fecha de estreno podría haberle dado un poco más de espectadores pero no la imagino superando los dos millones de espectadores, cifra más que respetable pero alejada de cualquier récord. El anuncio de que el EPISODIO VIII no se estrenará a mitad de 2017 sino en diciembre de ese año habrá caído como una pésima noticia para las oficinas internacionales de Disney: hacer coincidir STAR WARS con el período junio-julio podría haberle dado aún más chances de explotar, ya que –asumámoslo– mucha gente terminará viendo EL DESPERTAR DE LA FUERZA de alguna u otra manera, en su mayoría descargándola legal o ilegalmente. Y es de esperar que, cuando ese otro público que no quiso movilizarse hacia los cines en verano vea la película, estará más entusiasmado con la siguiente, ya que es innegable que en general la gente que la ve la aprecia y recomienda.

Eso, finalmente, es lo que permite asegurar que el mercado de estas secuelas (más reboot que secuelas, digámoslo) de STAR WARS en Argentina irá creciendo. Si las precuelas de George Lucas no entusiasmaron demasiado y pueden haber dejado un público menos tentado a seguir con los vaivenes de la historia, da la impresión que esta película irá consiguiendo que retornen. Es por eso que el 1,5 millón de espectadores, si bien no marca ningún récord ni siquiera anual, puede ser el piso a partir del cual la saga empiece realmente a crecer y a retroalimentarse ad infinitum.

¿Creen ustedes que STAR WARS fracasó en la Argentina? Y si fue así, ¿por qué? Espero sus sesudos análisis sociológicos en los comments.