La primera película en inglés del realizador colombiano de “Pájaros de verano” es una sobria e inquietante adaptación de la novela de J.M. Coetzee que analiza los efectos del colonialismo. Con Mark Rylance, Johnny Depp y Robert Pattinson.