La nueva película del realizador de «La helada negra» inauguró la sección Horizontes Latinos de San Sebastián. Narra la historia de un adolescente que se queda en la casa de sus tíos que perdieron a su hijo y poco a poco las identidades se tornan confusas.