“Posesión infernal”: sangre charrúa

“Posesión infernal”: sangre charrúa

por - Críticas
03 Abr, 2013 06:19 | comentarios

Hace unas semanas llegó a los cines MAMA, la película del argentino Andrés Muschietti quien, tras hacer un corto en YouTube y apadrinado por Guillermo del Toro, realizó una película de terror de 15 millones de dólares presupuesto y lleva recaudados 127 millones en todo el mundo (más de 71 de esos en los Estados […]

evil dead posterHace unas semanas llegó a los cines MAMA, la película del argentino Andrés Muschietti quien, tras hacer un corto en YouTube y apadrinado por Guillermo del Toro, realizó una película de terror de 15 millones de dólares presupuesto y lleva recaudados 127 millones en todo el mundo (más de 71 de esos en los Estados Unidos). En la Argentina ya lleva más de 316 mil espectadores, cifra bastante elevada para una película de terror.

Esta semana llega a las salas un filme con muchísimas similitudes “estructurales”. Titulada POSESION INFERNAL, no es otra cosa que la remake del clásico de terror EVIL DEAD (aquí se conoció como DIABOLICO. Su director, Fede Alvarez, es uruguayo y llegó a Hollywood tras hacer un corto en YouTube, apadrinado por Sam Raimi, director de la original EVIL DEAD y productor de su remake. Todavía no hay cifras de espectadores porque la película se estrena mundialmente este fin de semana, pero a juzgar por la expectativa creada (mayor a la de MAMA en su momento) es indudable que alcanzará o superará las cifras del filme de Muschietti.

evil-dead-1Esta coincidencia -que se extiende al guión, ya que ambos directores los coescribieron con otros compatriotas- termina a la hora de las películas, que son muy distintas entre sí. POSESION INFERNAL es una remake con algunas diferencias narrativas y de tono con el filme original, estrenado 30 años atrás, que era un poco más zumbón y ligeramente cómico, en especial por la presencia siempre algo excesiva de Bruce Campbell.

También la excusa para la reunión de estos cinco jóvenes en una “cabaña en el bosque” es diferente. Aquí están porque la llevan a Mia a este lugar como una suerte de retiro forzoso para abandonar de una vez por todas las drogas. Ese es el motivo por el que no darán demasiado crédito a las primeras manifestaciones de la “posesión” (creerán que es parte del delirio de la desintoxicación) y no cejarán en su intento por permanecer en el lugar pese a todo lo que va pasando.

Lo que sucede ya más o menos se conoce, pese a las diferencias sutiles y específicas. Uno de los chicos, Eric, encuentra un libro tenebroso y cerradísimo, lo abre, dice la frase que no debía decir, y un demonio se libera poseyendo a Mía y haciendo que ella ataque violentamente a los demás habitantes de la cabaña. David, hermano de Mía, será el encargado de liderar esa batalla contra el demonio tratando, a la vez, de proteger a su hermana.

evil-dead-2Violenta, sangrienta, mucho más gore que la original, POSESION INFERNAL funciona como un digno exponente del género, pero no sorprende ni impacta realmente hasta sus últimos 15 minutos, donde la sangre ya pasa a mayores y la narración predecible da paso a un océano de rojos más propio del cine de terror asiático que del hollywoodense. Es que, hasta allí, la película nunca se decide por romper la línea de la “credibilidad narrativa”, lo cual no aporta demasiado porque los personajes, más allá de la protagonista, son más bien poco interesantes. A David le han adosado un trauma familiar que tampoco le aporta demasiado.

Lo que vale, aquí, son las llamadas “set pieces”, y en ese sentido el filme apuesta por el impacto más que por la sugerencia: lenguas y brazos cortados, variados tipos de objetos cortantes, y así. Es por eso que cuando la puesta en escena toma el control absoluto de la situación, cuando ya es una batalla final por la supervivencia, el talento visual de Alvarez (que aparenta ser bastante superior a su capacidad como guionista) marca la diferencia y la película golpea donde más duele, que es en la capacidad de sorprendernos. Es allí que nos queda clarísimo que Alvarez es un cineasta con mucho futuro en la industria, uno que -luego de cumplir con las reglas y aprobar las lecciones del caso- sabe darle un personal toque a los productos que encara.

PD. Por si no lo vieron, aquí les dejo PANIC ATTACK!, el corto que llevó a Hollywood a Fede Alvarez.