Estrenos: «Código sombra: Jack Ryan», de Kenneth Branagh

Estrenos: «Código sombra: Jack Ryan», de Kenneth Branagh

por - Críticas
21 Ene, 2014 08:57 | comentarios

Tal vez el acento ruso de Kenneth Branagh sea lo mejor -o, al menos, lo más simpático- de esta nueva aparición en el cine de Jack Ryan, el personaje creado por Tom Clancy en los años ’80 y al que ya vimos en cuatro películas e interpretado por tres actores distintos (Alec Baldwin, Harrison Ford […]

jack-ryan-shadow-recruit-posterTal vez el acento ruso de Kenneth Branagh sea lo mejor -o, al menos, lo más simpático- de esta nueva aparición en el cine de Jack Ryan, el personaje creado por Tom Clancy en los años ’80 y al que ya vimos en cuatro películas e interpretado por tres actores distintos (Alec Baldwin, Harrison Ford y Ben Affleck). Aquí estamos ante el famoso «reboot» que intenta arrancar de nuevo con la historia con un nuevo actor en el papel: Chris Pine, el mismo que interpreta a el joven Capitán Kirk en otro «reboot», el de STAR TREK.

CODIGO SOMBRA: JACK RYAN es una película competente y a la vez mediocre. Un relanzamiento que no tiene la fuerza suficiente como para generar un gran interés en una nueva franquicia. Aún sin ser una mala película no tiene los condimentos necesarios para imponerse en el mercado del cine de acción. Branagh (que dirige el filme también, además de encarnar al villano) arranca con Ryan enterándose del ataque a las Torres Gemelas mientras está estudiando en Gran Bretaña. Con un arranque de patriotismo deja todo para ir a pelear a Afganistán donde es herido y debe volver a su país. Una vez allí lo contactarán de la CIA y el resto es historia. Ryan se ha vuelto un agente encubierto que se hace pasar como «broker» de Wall Street (sí, otro más) pero en realidad investiga el origen de los fondos que ve pasar y si se usan para financiar a terroristas.

jackryan1La aparición de unos dineros secretos provenientes de Rusia y el comportamiento raro del mercado lo hará ir a Moscú, donde iremos descubriendo que el magnate Viktor Cherevin (Branagh) tiene planes siniestros respecto a esos dineros. Ryan tendrá que sacar del olvido a su héroe militar y -con la ayuda de su jefe y su novia, encarnados por Kevin Costner y Keira Knightley en una rara aparición en una película de este tipo- hacer lo imposible para frustrar esos planes.


CODIGO: SOMBRA (nunca supe porqué se llama así) consta, literalmente, de tres grandes «set pieces» y no mucho más que eso. Y de ellas solo una (que involucra entrar a un edificio y robar unos secretos informáticos en muy poco tiempo) funciona realmente bien, mientras las otras no se salen de la rutina profesional para este tipo de grandes producciones. Es el tipo de película en la que casi todo el heroísmo es online y en la que, por suerte, las conexiones son muy buenas y todos los aparatos funcionan bien ya que da la impresión que nada se podría hacer sin una buena velocidad de «download» o con un 3G que nadie más que la CIA debe poder conseguir.

jackryant-Kenneth-BranaghCon sus ojos azules y expresión un poco vacía, Pine no alcanza a transmitir demasiadas emociones de su personaje más que apuro. En ese sentido, tanto Costner -con sobriedad y aplomo- como Branagh -relamiéndose en un papel de villano old school– funcionan mucho mejor. Y Knightley, para ser sincero, no aporta demasiado más que un curioso -para ella- acento americano de chica un poco tonta.

Una película menor, no necesariamente fallida pero si bastante insípida, CODIGO SOMBRA no aprovecha del todo la relación de la pareja (quiere ser, pero no lo logra, algo parecido a MENTIRAS VERDADERAS), tal vez porque no hay demasiada química palpable entre los dos actores. Más química, de hecho, parece haber entre Branagh y Mikhail Barishnikov que, en un cameo que no figura en los créditos, interpreta al ruso más poderoso de todos los rusos… y mete miedo.