Cannes 2015: «Carol», de Todd Haynes

Cannes 2015: «Carol», de Todd Haynes

por - Críticas
19 May, 2015 06:06 | comentarios

CAROL es la adaptación de una novela de Patricia Highsmith que la autora publicó en los años ’50 con un seudónimo y luego salió de circulación para volver en los años ’90, ya bajo el nombre de la célebre escritora. ¿Por qué el secreto? CAROL es una historia de amor entre mujeres, algo que en los ’50 todavía […]


carol1CAROL es la adaptación de una novela de Patricia Highsmith que la autora publicó en los años ’50 con un seudónimo y luego salió de circulación para volver en los años ’90, ya bajo el nombre de la célebre escritora. ¿Por qué el secreto? CAROL es una historia de amor entre mujeres, algo que en los ’50 todavía causaba conmoción y escándalo, por lo que Highsmith no se la quiso adjudicar.

Haynes es el director ideal para tomar ese proyecto, realizando una película en la línea melodramática clásica de LEJOS DEL PARAISO y su miniserie MILDRED PIERCE. Aquí, Cate Blanchett  encarna a la Carol del título, una mujer casada y con una hija en plena crisis matrimonial que conoce a una empleada de una tienda de regalos (interpretada por una extraordinaria Rooney Mara). Ambas inician una amistad que –se ve de entrada– tiene mucho más aspecto de relación amorosa. Pero, imposible de llevarla adelante por las condiciones de la época, la historia entre ambas toma giros inesperados. Carol ya tiene alguna historia previa con otras mujeres pero su compañera no. Y la pasión indisimulable que le despierta su joven amiga la mete en serios problemas con su marido, por lo que su vida familiar se complica.

carol_cate_blanchett_2El filme no dibuja un recorrido dramático demasiado extenso o complicado, sino que más bien se dedica, un poco a la manera de CON ANIMO DE AMAR, de Wong Kar-wai, a describir la sensación del enamoramiento y la fascinación mutua de estas mujeres que viven una historia tan prohibida como oculta, al punto que es más lo que parece que pasa que lo que realmente pasa, tomando en cuenta el deseo y la vibración de cada plano cuando las vemos a ambas juntas.


Con una cuidada y excelente reconstrucción de época y una Blanchett que, otra vez, prueba que controla todos los resortes de la actuación, brindando una clase maestra en el papel de una mujer de una clase social más alta que debe lidiar con sus deseos y sus obligaciones familiares, CAROL es un drama contenido y clásico que no busca la lágrima fácil, pero que coloca a los espectadores en medio de una relación que debe soportar las coerciones de su era (transcurre en 1953) y que trata de mantenerse firme, frente a todos los contratiempos.