Cannes 2015: «Tale of Tales» y «Marguerite & Julien»

Cannes 2015: «Tale of Tales» y «Marguerite & Julien»

por - Críticas
29 May, 2015 03:34 | Sin comentarios

TALE OF TALES, de Mateo Garrone. A juzgar por sus tres últimas películas, es muy difícil determinar qué clase de cineasta es Mateo Garrone. ¿El duro y seco narrador de una fascinante historia de gangsters como GOMORRAH? ¿El algo más poético y casi surrealista de REALITY, que arrancaba con un similar realismo napolitano al de […]

tale1TALE OF TALES, de Mateo Garrone.

A juzgar por sus tres últimas películas, es muy difícil determinar qué clase de cineasta es Mateo Garrone. ¿El duro y seco narrador de una fascinante historia de gangsters como GOMORRAH? ¿El algo más poético y casi surrealista de REALITY, que arrancaba con un similar realismo napolitano al de su anterior filme para luego desviarse a territorios más y más extraños? ¿O este contador de cuentos de hadas bizarros que toma un clásico de la literatura napolitana para armar una suerte de absurda, creativa y delirante historia?

Las películas se parecen poco entre sí, pero TALE OF TALES se despega de formas tan inesperadas que durante un tiempo uno duda si está viendo la película correcta. El filme se basa en historias de Giambattista Basile, clásico autor que a principios del siglo XVII se anticipó a muchas de las historias que hoy conocemos como «cuentos de hadas». Claro que en una manera que poco tiene que ver con las factorías animadas por las que hoy las conocemos. Aquí Garrone combina tres historias de ese tipo: una mujer quiere quedar embarazada y solo puede hacerlo comiendo el corazón de una bestia marina, otra incluye a un rey enamorado de una pulga gigante y a quien un ogro secuestra (en realidad, se casa) con su hija, y una tercera que tiene que ver con un príncipe que se enamora de una mujer anciana por su bella voz, quien luego rejuvenece mágicamente ante la sorpresa de todos.


tale2La película es, finalmente, un cuento de hadas para adultos que se atreve a llevar las situaciones al absurdo. En contra le juega un bizarro elenco internacional (Salma Hayek, John C. Reilly, Toby Jones, Vincent Cassel) y estar hablada en inglés, lo cual por momentos le da las características de una extraña película Clase B de los ’70 (los efectos especiales son también bastante pobres, probablemente a propósito). A favor tiene que se atreve al ridículo en una época en la que pocos cineastas serios y de reputación internacional lo hacen. La secuencia de la princesa y el ogro es lo mejor de una película absurda, despareja e inusual, pero que con el paso del tiempo –y tanta película mediocre y convencional– me va pareciendo cada vez más simpática.

 

—————————————————————————————————————————————-

 

marguerite-and-julien-cannes-film-festival-4MARGUERITE & JULIEN, de Valerie Donzelli

En cierto sentido, es lógico unir ambos filmes en un mismo post ya que ambos apuestan a un tono cercano a la fábula y al cuento de hadas (para adultos) para contar sus peculiares historias, si bien la de Donzelli lo hace de un modo más tradicional, envolviendo a la narración en un cuento que está siendo contado por una mujer a un grupo de niñas en un orfanato. La historia que cuenta también transcurre en el siglo XVII y está centrada en la relación entre dos hermanos, cuya relación afectiva es tan fuerte que, pese a todos los esfuerzos suyos y de sus familiares por el contrario, no pueden evitar enamorarse y deben enfrentarse a los previsibles conflictos que ese prohibido incesto genera.

Como en sus anteriores filmes, Donzelli tira toda la carne al asador en términos de ideas visuales y narrativas, las que consiguen entretener durante la primera media hora o un poco más del filme. A Julien se lo llevan a estudiar lejos, a Marguerite la casan a la fuerza, pero eso solo empeora las cosas, ya que su marido es poco menos que impresentable y cuando Julien vuelve, bueno, la atracción reaparece. Una vez que el incesto se concreta, lo que resta se vuelve prácticamente interminable, con los «amantes prohibidos» en cuestión tratando de verse, mantenerse juntos o escaparse ante el creciente escándalo.

marguerite__julienLa película jamás encuentra el tono justo: no es tan delirante como la de Garrone, no aprovecha del todo la situación dramática existente y la puesta en escena casi a lo Michel Gondry no termina de encajar del todo bien con el tema ni con los personajes. Pero el principal problema es que son ellos los que resultan poco interesantes (para estar locamente enamorados uno del otro se los ve bastante aburridos), por lo que el filme termina siendo una historia de amor prohibida en la que a uno no le preocupa demasiado la suerte de la «pareja» en cuestión.

Como dato extra: el filme toma como punto de partida una novela y un guión escritos por Jean Gruault para Francois Truffaut, quien penso hacer la película en los ’70. Nunca la hizo. Sin duda habría sido bastante mejor que esta mediocre obra de una talentosa pero irregular realizadora.