Estrenos online: crítica de «Señales de humo», de Luis Sampieri (Cine.ar)

Estrenos online: crítica de «Señales de humo», de Luis Sampieri (Cine.ar)

En un pequeño pueblo de la provincia de Tucumán, un arriero local debe subir a 4000 metros de altura para colocar una antena de internet en este film que combina documental y ficción para narrar esta historia de choques culturales y tecnológicos.

Mario es un arriero que vive en una zona cercana a Amaicha del Valle, una pequeña comunidad de la provincia de Tucumán. El veterano hombre, una suerte de «solucionador de problemas» del lugar, se ocupa un poco de todo allí, desde mediar en disputas locales hasta servir como guía de la zona. SEÑALES DE HUMO parece funcionar, al principio, como un documental acerca de la vida de Mario y de la comunidad, siguiendo en un formato cercano al etnográfico/observacional, las conversaciones sobre el ganado, el terreno y la comida, así como las amistades, la religiosidad, los conflictos del lugar y el bello paisaje que lo rodea.

En esas charlas surge un tema que parece muy lejano culturalmente a ese espacio alejado y ubicado a más de 4.000 metros de altura: la conexión a internet. Los problemas con esa conexión intermitente se escuchan en la radio local (hay comentarios sobre la reunión del G-20 que resultan hasta risueños en ese contexto, y mensajes de texto sobreimpresos en la pantalla que manda un pintor/escultor que trabaja en la zona) y en reclamos de individuos a la compañía que presta el servicio. Y para resolver eso es convocado Mario, el único que parece capacitado para acompañar al ingeniero que trabaja para la empresa proveedora de la señal a subir el cerro en un clima ventoso y difícil para reparar la antena en cuestión.

SEÑALES DE HUMO va virando ahí hacia una suerte de ficcionalización o bien queda más clara la puesta en escena y cierta «preparación» de las conversaciones. Pero no es algo que la película intente ocultar ya que está claramente presentada como una mezcla de documental con ficción. Promediando su recorrido, el film de Sampieri (CABECITA RUBIA, LA HIJA) toma las características de una película de viaje, de recorrido, con algunas similitudes con el western, especialmente a partir del uso del paisaje que engulle a las figuras del arriero y el ingeniero. Un único detalle altera el panorama: el ruidito del celular enviando mensajes de texto que se sobreimprimen en la pantalla y entre los cerros, algo que seguramente no le pasaba a John Wayne.


En otro sentido, Mario funciona como una suerte de figura a lo Don Quijote, luchando metafóricamente contra esos nuevos «molinos de viento» que son las antenas que ofrecen señal telefónica o de internet y que –por ejemplo– no le permiten a la gente del pueblo ver la final de la Super Copa o a una nena ver YouTube o «jugar a los jueguitos». Ese juego de opuestos se mantiene hasta el final –un caballo lleva en su lomo una enorme antena, como si fuera un material precioso o una reliquia milenaria–, ya que se opone permanentemente la belleza del paisaje y la dignidad del contacto humano con el sacrificio que requiere facilitar el uso de este tipo de tecnología. Algo que se nota especialmente cuando el viento, el frío y la noche los encuentra en medio de la nada.

Lo ambiguo de todo el asunto que se plantea en SEÑALES DE HUMO es que se trata de una tecnología que es necesaria para pueblos y personas que suelen quedar incomunicados con el resto del mundo sin ella. Quizás la señal sea de humo, como aclara el título de la película, y no logre jamás reemplazar las verdades más concretas que otorgan la naturaleza y la convivencia entre las personas. Pero el choque cultural y visual deja en claro que, de un modo u otro, hay que aprender a convivir con ellas. De hecho, sin tecnología hoy no podrían estar viendo esta película.


SEÑALES DE HUMO podrá verse online en todo el país de manera gratuita desde el viernes 17 hasta el jueves 23 de julio en la plataforma Cine.ar, y desde el viernes 31 quedará en la plataforma en alquiler pagando $30. Tendrá su estreno en Cine.ar TV el jueves 16 de julio a las 20hs, y repite el sábado 18 a la misma hora.