Series: reseña de «Ted Lasso: Episodios 1-3», de Jason Sudeikis y Bill Lawrence (Apple TV)

Series: reseña de «Ted Lasso: Episodios 1-3», de Jason Sudeikis y Bill Lawrence (Apple TV)

Esta comedia trata sobre un técnico de fútbol americano que es contratado por un club inglés para dirigir a su equipo de fútbol. La protagonizan el propio Sudeikis y Juno Temple.

Bastante raro es ver una serie de ficción sobre fútbol, pero mucho más raro es ver dos estrenadas casi simultáneamente. Si quieren agregar rarezas a eso pongámonos más específicos: aún más raro que eso es que las dos series se centren en norteamericanos que van a equipos ingleses sin que nadie sepa bien qué hacen ahí, ni siquiera ellos mismos. ¿Casualidad? No tengo idea. Es cierto que una de ellas se inspiró en una campaña publicitaria para ver la Premier League por NBC en los Estados Unidos. Y la otra, ¿quién sabe? Seguramente la coincidencia ahí sí sea pura casualidad.

Aquí me centraré fundamentalmente en TED LASSO, la que me parece hasta el momento la mejor de las dos, pero no puedo dejar de citar la otra. Se trata de THE FIRST TEAM, una serie británica de los creadores de THE INBETWEENERS que se centra en la llegada a un equipo inglés de Mattie, un jugador amateur del fútbol estadounidense que no sabe bien cómo apareció ahí (aparentemente se trató de un error) y que cuenta, fundamentalmente, las desventuras fuera de la cancha de tres de los jugadores de este equipo al que nunca se nombra.

Más allá de algunas bromas simpáticas y momentos hilarantes (Will Arnett encarna al director deportivo del club, el norteamericano responsable del error, pero aparece poquísimo), THE FIRST TEAM no es mucho más que una comedia adolescente acerca de las vidas personales bastante patéticas, los amoríos y problemas en los que se meten estos jugadores que, salvo uno de ellos, ni siquiera son reconocidos por la calle ya que son eternos suplentes. De fútbol o de soccer, poco y nada. ¿Graciosa? Muy de vez en cuando.


Tras ver tres episodios de THE FIRST TEAM –y abandonarla, aunque solo son seis– me sorprendió la existencia de otra serie con un punto de partida bastante similar. TED LASSO cuenta la llegada a Inglaterra del hombre que le da título a la serie y que interpreta Jason Sudeikis. El tipo no es jugador, sino director técnico de un equipo también pequeño de los Estados Unidos. Pero tiene un problema: es entrenador de fútbol americano y no sabe absolutamente nada de soccer. Pero, a diferencia del otro caso, no se trató de un error. El hombre fue convocado a conciencia por la nueva presidenta del club, Rebecca (Hannah Waddingham), cuya secreta intención es fundir a la institución que era la obsesión de su ex marido.

Como Mattie en la otra serie, Ted es fundamentalmente un tipo decente, honesto y trabajador. En ambos casos, son personas que se encuentran en medio de instituciones en crisis (un rol importante en las dos series es el «director de comunicaciones» encargados de la relación con los medios), bastante maltratados por los arrogantes jugadores y los cínicos ejecutivos británicos, y que tratan de sobrevivir en un ambiente que les es fundamentalmente hostil. Lasso no sabe nada de fútbol, pero es un tipo abierto, generoso y amable en un estilo que se acerca a una parodia del norteamericano promedio del medio-oeste, con un bigote y un acento casi folclórico del que todos en Inglaterra se ríen.

Al menos en los tres episodios que se emitieron, Lasso de a poco va convenciendo a sus desafiantes jugadores mediante un estilo que es más cercano al de un motivador/psicólogo de grupo que un conocedor del deporte. Y algo parecido empieza a pasar con la opinión pública, que lo maltrata y humilla apenas aparece en escena con su ignorancia futbolística y su estilo campechano. De a poco, participando en actividades de la comunidad, dando entrevistas sorprendentemente cándidas y generosas, Lasso empieza a volverse querible para los jugadores y, claro, un problema para la directora del club.

Ambas series son simpáticas y no van mucho más allá de eso. La ventaja de TED LASSO respecto a THE FIRST TEAM –una que seguramente tiene que ver con que el equipo creativo de la primera es norteamericano y el segundo, británico– es que se busca generar una mayor empatía con sus personajes, algo que la serie de la BBC deja por completo de lado para apostar por bromas muy ácidas y cada vez más subidas de tono. En TED LASSO también hay mucho humor de vestuario –una suerte de groupie de jugadores, encarnada por Juno Temple, genera buena parte de este tipo de bromas– pero se trata de una serie un tanto más amable, cándida y hasta inocente que la británica.

Es cuestión de gustos y estilos, claro está, pero Lasso tiene más chances de triunfar en el fútbol inglés que el bueno de Mattie (y la serie, de funcionar mejor). Para Ted solo es cuestión de sonreír, decir howdy de vez en cuando, saber cocinar más o menos bien y aprenderse el nombre de todos los que trabajan en el club. ¿El juego? Bueno, eso irá saliendo. Los jugadores saben lo que deben hacer, parece decir la serie. Lo único que necesitan es tener confianza en sus habilidades y pensar como equipo. El resto, ya saben: la dinámica de lo impensado.


Los primeros tres episodios de TED LASSO están disponible en la plataforma Apple TV. Los que no son suscriptores del servicio pueden ver sus dos primeros episodios de manera gratuita. El resto de los episodios saldrán semanalmente. THE FIRST TEAM se emitió por la BBC y se consigue online o mediante la aplicación iPlayer de BBC pero solo desde Gran Bretaña o mediante VPN.