Estrenos online: crítica de «En la oscuridad de la noche», de Maritte Lee Go (Amazon Prime Video)

Estrenos online: crítica de «En la oscuridad de la noche», de Maritte Lee Go (Amazon Prime Video)

Este film de terror de la productora Blumhouse se centra en una chica afroamericana de New Orléans que, junto a sus amigos, se dedica a cazar vampiros que atacan en su barrio.


Modificando zombies –que suelen ser los que azotan en las leyendas afrocaribeñas y creole— por vampiros, EN LA OSCURIDAD DE LA NOCHE es una versión que remixa y juega con mitos culturales para crear una sencilla película de terror para adolescentes. El film –cuya traducción pierde por completo el tono racial del original, BLACK AS NIGHT— no es mucho más que una relativamente efectiva pero bastante trillada película de terror para adolescentes que tiene a favor su locación, Nueva Orléans, tan llena de tradiciones fantásticas.

El film de Maritte Lee Go forma parte del grupo de títulos que la productora Blumhouse, especializada en cine de género, produce para Amazon Prime. Hay algo en este combo que es satisfactorio, casi admirable, al punto que uno puede dejar pasar algunos errores. Se trata de un acuerdo de la productora para permitir que cineastas jóvenes y con muy poca (o sin) experiencia hagan sus primeros trabajos en películas de género de muy bajo presupuesto, una especie de taller o laboratorio que, al llegar a esta masiva plataforma internacional, termina con que, finalmente, el mundo entero tiene acceso a títulos que, de otro modo, apenas tendrían una distribución muy limitada. Y hay que valorar eso al analizar el producto.

Es cierto también que el espectador no tiene porqué saber, ni estar pendiente de este tipo de acuerdos, procedimientos ni «justificaciones». Al ver la película lo que quiere es disfrutarla y EN LA OSCURIDAD DE LA NOCHE alcanza, apenas, a satisfacer esa necesidad. Es la historia de una adolescente llamada Shawna (Asjha Cooper) que vive en un barrio humilde de New Orléans, con una madre que es adicta a las drogas y que sigue sufriendo las consecuencias –psicológicas y económicas– del terrible huracán Katrina que tuvo lugar allí en 2005. Pero si bien el planteo hace imaginar un film más serio, realista y hasta político del género, pronto entramos directo en el fantástico más tradicional en su versión adolescente.


Cuando un grupo de homeless cercanos empieza a atacar a personas del edificio, Shawna y su amigo latino y gay Pedro (el muy simpático Fabrizio Guido) se convencen que hay algún tipo de operativo vampírico dando vueltas. Y cuando los ataques llegan más cerca todavía, a Shawna no le queda otra que convertirse en una versión afroamericana de Buffy, pese a los reparos tanto de Pedro como de Chris (Mason Beauchamp), un chico de la escuela que le gusta y que se termina enredando en el asunto. Investigando, contactando con grupos que se dedican al tema –y que parecen saber algo de la mitología vampírica de la zona–, Shawna empieza a acercarse cada vez más a estos herederos de Drácula, usando por lo general los trucos que ya sabemos todos desde hace siglos.

Si bien hay algunas sorpresas aquí y allá –no todos los trucos antivampiros funcionan como en los libros–, EN LA OSCURIDAD DE LA NOCHE tiene de ahí en adelante un recorrido tradicional de película de horror adolescente. Los condimentos sociales (el hecho de que muchos afroamericanos que viven en la calle hayan sido «mordidos» y hoy se sumen a las huestes vampíricas o que haya una relación histórica entre lo que sucede y la violencia racista) están presentes a lo largo de la trama pero muy en segundo plano. Gran parte del metraje, que es breve, se va en el tipo de enfrentamientos que hemos visto miles de veces. Y, más allá de algún cambio a la tradición, se sientes tediosos, reiterativos, previsibles.

Tomando en cuenta que estas son sus primeras literales armas en el género (tiene varios cortos y un recorrido como productora, pero este es su primer largometraje), es claro que Go tiene todavía mucho que aprender. Pero de todos modos BLACK AS NIGHT es una digna carta de presentación para una cineasta afroamericana que trabaja en el universo del cine de género y que quizás dentro de un tiempo logre encontrar su propia voz, una no tan fiel ni apegada a rutinas reiteradas sino a ideas y desarrollos propios. Acá esas ideas están esbozadas –verán al veterano Keith David hacer referencia a ellas más cerca del final–, pero todavía no logran despegarse y brillar… en medio de la oscuridad.